Estilos de liderazgo James MacGregor Burns

Estilos de liderazgo James MacGregor Burns

El liderazgo empresarial son rasgos que las personas que dirigen personal deben poseer y existen distintos tipos, hoy conoceremos los manejados por James MacGregor Burns.

El liderazgo, de acuerdo a  James MacGregor Burns, tiene muchos tipos y se desarrolla en muchas etapas en una empresa, basados en:

  • Liderazgo transaccional. Obedece a las relaciones que se establecen entre el líder y sus seguidores, las cuales son entendidas como meras transacciones. En virtud de ellas se establecen recompensas y castigos con el fin de premiar las respuestas ofrecidas por el seguidor.
  • Liderazgo transformacional. Este tipo de liderazgo se basa en la capacidad que posee el líder para transformar y mejorar como los trabajadores realizan sus funciones de manera que al mismo tiempo fomentan el desarrollo de la empresa. Su búsqueda se alinea con un cambio positivo y nuevas iniciativas. Este tipo de líderes inspiran a sus equipos y son un ejemplo para el resto del equipo con base en su filosofía, la cual llevan incluso a la vida personal.

Cómo desarrollar el liderazgo empresarial

Las teorías actuales discrepan con las que se manejaban años atrás, las cuales hoy día  confirman que el líder se hace y no se nace.

¿Cómo desarrollar las habilidades de liderazgo?

  • Autoconocimiento: Esta es la clave para un liderazgo exitoso. Conocerse a sí mismo, en función de cómo eres, tus virtudes y defectos, capacidades y debilidades, te ayudará a descubrir áreas de oportunidad sobre habilidades que necesitas adquirir o potenciar en pro de convertirte en el líder que deseas ser. Para llegar a este punto, es recomendable incluso buscar un coach que te ayude a conocerte, a establecer  metas y cumplirlas. Incluso un mentor que te guíe, oriente y muestre cómo desarrollar tu camino, podría ser la mejor opción para mejorar tus habilidades. 
  • Ten una actitud positiva: Los grandes líderes optan por superar los retos diarios. Si a esta actitud se le suma el entusiasmo y la pasión por la empresa a la que se representa y el trabajo habla por uno mismo, el resultado será contagiar a tu equipo  para trabajar unidos por un mismo objetivo.
  • Potencia tus habilidades comunicativas: De las más importantes y la llave del éxito. La comunicación efectiva genera una óptima actividad empresarial. Tan importante es saber hablar como escuchar. La escucha activa, habilidades oratorias y ensayadas con ejercicios para practicar la asertividad, son la mejor recomendación.
  • Fortalece tu capacidad resolutiva: La toma de decisiones y enfocarte en la capacidad de negociación, hará falta en la resolución de conflictos. La eficacia para priorizar además de buscar soluciones creativas, hará que destaques como líder. Pero recuerda que todo esto se mejora con la práctica. 
  • Confía en tu equipo: Haz que los trabajadores se sientan valorados. Esto provoca en ellos una sensación de pertenencia con la que se logra se involucren más en la actividad empresarial. Escuchar opiniones y tenerlas en cuenta, favorecer y potenciar la participación en el grupo de trabajo, mejorará visiblemente los procesos para así alcanzar las metas de la organización. recuerda también dar la libertad para aportar ideas y tomar ciertas decisiones, ya que los trabajadores se implicarán se esta forma, más en cumplir los hitos y serán responsables de sus obligaciones y hasta más, aunado a que ayuda a tener en cualquier empresa un clima laboral positivo y eficiente.
  • La formación de líder nunca termina: Conocer tu mercado y lo que pasa alrededor, fomenta los avances y estrategias para así descubrir los nuevos métodos de resolución en una empresa. La formación continua es imprescindible y de esta forma no te quedas obsoleto. 

Por: Azenet Folch 

azenetfolch

azenetfolch

Deja un comentario