Vida profesional y personal en balance

Vida profesional y personal en balance

El sueño anhelado por todos los profesionistas: el perfecto balance entre la vida personal y la profesional. Muchos dirían que es un ejercicio sencillo y es fácil de lograr. Sin embargo, en México la cosa es completamente diferente, nos encontramos en el segundo lugar… pero con los peores balances entre trabajo y vida personal.

Es un desafío combinar ambas vidas y obtener éxito. Pero hay que tener en cuenta que tener un balance entre ambas es esencial para un buen desarrollo. Al tener estos valores tan bajos, refleja el tipo de sociedad en el que nos encontramos. Tener un balance no solo nos ayuda a poseer un bienestar a nivel personal si no que ayuda a construir una sociedad igualitaria.

Existen muchos factores que pueden afectar el balance entre estas dos vidas y modificar ciertos roles y responsabilidades dentro del hogar y el trabajo es un reto. Factores sencillos como la carga laboral, las horas de trabajo y la brecha de género, así como la calidad de tiempo libre son parte del problema.

En nuestro país, de acuerdo con la OCDE las jornadas extensas son un factor determinante en la vida de los trabajadores mexicanos. Cerca del 29% de los trabajadores tienen jornadas excesivas. Y por supuesto, tienen consecuencias como son los descuidos a la familia e inclusive hasta enfermedades, además del estrés o la ya popular ansiedad.

Dentro de los índices de jornadas extensas, encontramos que sólo 15% son hombres y el 6% mujeres. Por lo tanto, podemos notar que la desigualdad de género es notoria tanto en el ámbito laboral como en el hogar. Esto afecta de igual manera las actividades domésticas.

Existe muy poco tiempo en el que los mexicanos puedan dedicarse a relajarse, a tener un tiempo de ocio y de cuidarse a sí mismo. Según la OCDE el mexicano sólo dedica alrededor de 10 a 12 horas a la semana a esta actividad, que muchas veces puede hacer un cambio en nuestro desarrollo personal y laboral.

Quizás de interese:
Gestión de relaciones con clientes; las mejores herramientas online

De igual forma con la necesidad de la tecnología en los espacios laborales, el trabajo en muchas ocasiones puede volverse más tedioso. Muchos mexicanos o no poseen la tecnología necesaria o no saben utilizarla, por lo que la necesidad de aprender ha crecido exponencialmente.

Entonces… ¿Podría existir algo que pueda ayudar a lograr el equilibrio? Por supuesto. Este es un trabajo en conjunto con la empresa donde se trabaja, sin embargo, empezar uno mismo es más importante. Sin embargo, que la empresa se dedique al bienestar de sus empleados es esencial.

Empezar por algo sencillo como respetar los horarios de trabajo. No solicitar trabajos fuera de horas de oficina o realizar reuniones luego del tiempo pueden ser un punto de inflexión en la motivación de los empleados.

Ponerse en los zapatos del otro. Las buenas relaciones en el trabajo pueden hacer la diferencia. Ser empático y comprensivo dentro de lo permitido. Sin embargo a veces surgen emergencias que uno tiene que comprender.

Finalmente, no sobrecargarse con trabajos. Hay que aprender a priorizar algunas actividades y hacer de grandes proyectos algo pequeño. Somos humanos, no máquinas. Realizar listas con trabajos o cosas por hacer en el trabajo puede ser un alivio para no llevar trabajo a casa.

Puede parecer sencillo, sin embargo, el lograr el equilibrio no es inmediato. Empero, podemos empezar con pequeños cambios que pueden hacer que los porcentajes cambien y tener un mejor desarrollo laboral.

Por: Teresa Maza

Teresa maza

Teresa maza

Deja un comentario