¿Entrevista de trabajo? Consejos para ser el mejor candidato

¿Entrevista de trabajo? Consejos para ser el mejor candidato

Durante una entrevista de trabajo que involucra a profesionales en busca de talento se debe afrontar la situación y salir airoso del proceso de selección. Ahora te decimos cómo. 

De inicio debes saber que deberías mostrar si no todas, sí muchas de tus habilidades, competencias y conocimiento durante la entrevista. De esa forma el reclutador estará convencido de que eres el indicado para tomar el puesto que buscas y  aveces, hasta más. 

Quizá te interese:
¿Qué se necesita para lograr una entrevista de trabajo perfecta?

Preparación

Es fundamental, así que nunca asistas a una entrevista que no prepares previamente. Cuánto más preparado estés, más seguro de responder de los temas que te pregunten te sentirás.

Debes tener en cuenta los siguientes puntos previo a asistir a la cita:

  • – La hora exacta y el lugar de la entrevista. Tiempo que emplearás en el trayecto, estacionamiento y tomar en cuenta que podrías sufrir un contratiempo. 
  • – Nombre, apellidos y puesto de la persona que te va a entrevistar (incluyendo cómo se pronuncia).
  • – Información específica de la compañía: Desde su historia, situación financiera, principales competidores, productos y servicios que ofrecen a los clientes, además de los precios. Una firma responsable y seria posee una página web.
  • – Información de contacto, cifras y hechos sobre tu jefe anterior o actual. Un punto importante es que no menciones malos comentarios sobre tu trabajo anterior o actual. Por lo general se espera que tengas un gran conocimiento de la empresa a la que perteneciste previamente.
  • – Tú también deberás formular preguntas a tu reclutador. Esta es una herramienta eficaz en una entrevista de trabajo, ya que el entrevistador tratará de determinar a través de sus preguntas si eres la persona adecuada para el puesto. De la misma manera, deberás determinar a través de tus preguntas si la empresa contratante te conviene, cuestión laboral.

Técnicas de entrevista

Es importante que conozcas fortalezas y debilidades en las distintas áreas. Así mismo existen rangos de mejora que serán evaluadas durante la entrevista. Además, al analizar las características específicas de tu carácter como tu actitud, aptitud, estabilidad, motivación y madurez, la reclutadora dará una calificación a tu entrevista de trabajo.

Cómo abordar una entrevista de trabajo

  • Llegar a tiempo, es llegar a la hora precisa, procura arribar minutos antes y estar presente en recepción a la hora pactada. No existe un motivo de excusa para llegar tarde a una entrevista de trabajo. 
  • El saludo es muy importante. En estos tiempos y debido a la crisis sanitaria, no se saluda de mano y esto habla bien de tus cuidados y los que brindas a los demás. Saluda  por su cargo y apellido. Si no estás seguro de cómo se pronuncia su nombre, pídele que te lo repita. “Su nombre es bastante inusual, ¿cuál es la forma correcta de pronunciarlo?” Ya lo dijo Dale Carnegie, el magnate contrincante de Henry Ford,  “Recuerda que el nombre de una persona es para esa persona el sonido más dulce e importante en cualquier idioma”.
  • Estréchale la mano con firmeza
  • En caso de que tu entrevistador te estire la mano para estrecharla, no lo rechaces, da la mano con gusto y sostenla firmemente sin apretar su mano demasiado fuerte. Ya habrá tiempo para la desinfección al salir de la entrevista, sólo procura no tocar demasiado tus pertenencias. Siempre espera a que te ofrezca una silla antes de sentarte. Siéntate erguido y mira hacia delante, mostrando interés en todo momento.  
  • Intenta ser lo más carismático posible. Las habilidades interpersonales durante la entrevista son calificadas por tu reclutador, no lo olvides. 
  • Escucha e intenta ser un buen conversador.
  • Sonríe
  • Mira a tu entrevistador a los ojos. Aunque tengas el cubrebocas puesto, procura esbozar una sonrisa de cuando en cuando sin que sea tan extensa para que te perciban demasiada apertura y eso genera desconfianza. En este caso si la entrevista se lleva a cabo con cubrebocas, procura ser genuino, de esta forma tus ojos expresarán lo que quieres que se sepa.  
  • Intenta, con las pistas que el entrevistador te otorga, conocer el puesto que desean obtener. Por lo general el reclutador da una descripción completa de la posición y las funciones del puesto antes de comenzar con la entrevista o bien puedes adelantarte usando a tu favor las preguntas que te  comenté en un inicio, así conocerás lo antes  posible qué desean y relacionar tus logros, experiencia y habilidades con el empleo para el que estás siendo entrevistado.
  • Intenta transmitir a tu entrevistador de manera concisa, concreta y sincera cuáles son tus puntos fuertes. Recuerda que cuentas con poco tiempo y se trata mayormente de convencerle que la empresa a la que aplicas obtendrá beneficios con tu perfil. 
  • Mantén una actitud abierta y decidida acerca del puesto al que estás optando. Nunca cierres la puerta a ninguna oportunidad profesional. Es preferible que puedas elegir entre diferentes ofertas de empleo a que sólo optes a una.

Qué no hacer

  • – Nunca respondas al reclutador con un no o un sí. Siempre que sea posible ofrece más de lo que te solicitan con los cuestionamientos intercalando y haciendo virtud de  tus cualidades con la posición que se está ofertando.
  • – Mentir. Recuerda que no sabes quién te entrevista y si esa persona es experta en su función, sabrá a la perfección si mientes. Los reclutadores profesionales estudian la carrera de psicología y sabrán sí o sí, si mientes. 
  • – Nuevamente, no hagas comentarios despectivos sobre tu jefe/jefes actuales o con los que hayas trabajado en el pasado.
  • – Evita hacer preguntas sobre el salario, sobre vacaciones o incentivos al comienzo de la entrevista, procura que ella/él sea quien menciona las condiciones salariales del puesto. Para ello te recomiendo conocer previamente qué demanda hay de tu perfil profesional en el mercado laboral para solicitar la banda salarial que deseas y saber de antemano si te conviene o no. Recuerda que para forjar una vida profesional plena podrías optar de inicio satisfacer tus necesidades y requerimientos y no los de terceros, en este caso los de la empresa a la que aplicas. 

Preguntas frecuentes en una entrevista de trabajo

¿Por qué elegiste la carrera en la que te desempeñas?

¿Qué tipo de trabajo estás buscando?

¿Por qué te gustaría trabajar en nuestra compañía?

¿Qué puesto de trabajo te gustaría tener dentro de 5 años?

¿Cuándo te aumentaron el sueldo por última vez?

¿Qué estilo de gestión saca lo mejor de ti?

¿Qué te interesa de nuestro producto/servicio?

¿Qué has aprendido de tus trabajos anteriores/actual?

¿Qué experiencia es la que más te motiva a nivel profesional y por qué?

¿Qué logro profesional ha demostrado que tienes iniciativa?

¿Cuáles son tus principales debilidades y fortalezas?

¿Qué crees que determina la progresión de una persona en una empresa?

¿Estarías dispuesto a cambiar de residencia?

¿Cuáles son tus aficiones/hobbies?

¿Qué significa «trabajar en equipo» para ti?

Cómo cerrar la entrevista

En caso de que te haya agradado la posición que buscan, pregunta cuál es el siguiente paso del proceso de entrevista. Si el entrevistador/a te ofrece el puesto y lo quieres, acepta en el acto. Si por el contrario deseas tomarte un tiempo para pensar, se cortés, ten tacto y pregunta sobre cuándo tendrías que darles una respuesta.  

No te desanimes ni te rindas si no te ofrecen el puesto o no te informan acerca de la banda salarial. En su mayoría, la determinación de que ocupes el puesto o no, no depende del reclutador, sino de un equipo de trabajo compuesto por más personas que requieren analizar tu perfil a fondo y tal vez quiera entrevistar a otros candidatos.

Quizá te interese:
Causa una buena primera impresión durante los primeros 7 segundos con estos consejos

No muestres tu desánimo en caso de detectar que la entrevista no es lo que esperabas o te descartaron. Es importante que el entrevistador se quede con una buena impresión de ti para tenerte en cuenta a la hora de cubrir futuras vacantes. Simplemente y tal vez no encajas por ahora con el puesto que buscan.

Siempre agradece a tu entrevistador el tiempo que te ha dedicado y si es posible, está al tanto del proceso de tu entrevista llamando al encargado de reclutamiento y en caso de no obtener el resultado que esperabas, siempre podrás tener a la mano la posibilidad de pedir a tu entrevistador un feedback de la entrevista. 

¡Buena suerte!

Por: Azenet Folch

azenetfolch

azenetfolch

Deja un comentario